"You're going to need a bigger boat."

"You're going to need a bigger boat."

domingo, 18 de mayo de 2014

Películas recién vistas: SNOWPIERCER


En un futuro cercano, el planeta está sometido a una devastadora era glaciar, y solo un puñado de supervivientes viven para contarlo. Atraviesan el helado planeta en un kilométrico tren, creado por el visionario Wilford, en el cual se reproduce de la cabeza a la cola la estratificación social de un mundo ya desaparecido, y en el cual un grupo de rebeldes, encabezados por Curtis (Chris Evans, soso como siempre) y Gilliam (John Hurt), planean un desesperado intento de tomar el control del tren…

Snowpiercer, la epopeya de ciencia-ficción de Bong Joon-ho (no me digas que no has visto The Host o Memories of Murder... ¿qué haces leyendo esto? Averlas ahora mismo...) es tan apasionante como sorprendente. Sin embargo, algunas caídas de ritmo (en particular en la parte final del relato) y algunas salidas de tono, como el desatado personaje de Tilda Swinton, o la enloquecida maestra de escuela de Alison Pill, puro Terry Gilliam, pueden descolocar un poco al espectador. Pero la aventura de los rebeldes atravesando el interminable convoy proporciona instantes realmente impactantes (como la atroz batalla con los antidisturbios interrumpida por... la celebración del Año Nuevo, o la manera en que la peculiar conducta del experto en seguridad coreano y su hija va tomando sentido a medida que avanza la trama).

Visualmente impactante en todo momento, con un reparto internacional de caras sobradamente conocidas (como el siempre inefable Song Kang-ho o el siempre bienvenido Ed Harris), Snowpiercer dista mucho de ser un film perfecto; cuenta una historia bastante convencional, que sobre todo en su parte final resulta bastante simplista, pero atesora valentía y personalidad, crítica social (acertada, aunque un tanto simple), acción y sorpresas de sobra para ser un espectáculo cinematográfico de primer orden, a años luz de las siempre previsibles películas yanquis de temática similar, cortadas por el eterno patrón "héroe salva al mundo".

En resumen: no es perfecta, pero es de las buenas.

PS: Por suerte, ha habido oportunidad de disfrutarla en pantalla grande, como debe ser...